Llámanos 01 33 1205 2795
Síguenos:
LAS MUJERES Y SU SEXUALIDAD: APRENDE A SENTIRTE PLENA Y SATISFECHA – PARTE 2 🔥

LAS MUJERES Y SU SEXUALIDAD: APRENDE A SENTIRTE PLENA Y SATISFECHA – PARTE 2 🔥

Continuamos con la segunda parte de este artículo especial, que te enseñara a explotar tu sexualidad y sensualidad para sentirte plena y satisfecha.

De primera instancia, debes de saber que muchas mujeres sufren de algunas disfunciones, las cuales afectan las respuestas sexuales. Estas se clasifican según el DSM V en:

  • Trastorno orgásmico femenino o anorgasmia.
  • Trastorno del Interés/excitación sexual femenino (Deseo sexual hipoactivo)
  • Trastorno de dolor genito-pélvico/penetración (Dispareunia o vaginismo)

La disfunciones sexuales pueden afectar también a los hombres, pero es más frecuente en  mujeres. Según la US National Health and Social Life Survey publicada en 1999, revela que la disfunción sexual más común es el deseo sexual hipoactivo padecido por el 39% de las mujeres. Trastornos de excitabilidad el 26% casi la tercera parte y anorgasmia el 21% o sea la cuarta parte de las mujeres.

La situación en México no difiere mucho del resto del mundo. En el 2005 Claudia Sánchez Bravo (et. al) encontraron una prevalencia de disfunciones sexuales del 52% en mujeres y 38% en hombres. Siendo también el deseo sexual hipoactivo el trastorno sexual más frecuente.

Las disfunciones sexuales femeninas son la consecuencia de múltiples y diferentes causas:

  1. Mala relación de pareja. La relación de pareja es un factor determinante en la satisfacción sexual
  2. Duración de la relación. En relaciones estables la actividad sexual y la satisfacción disminuyen a medida que aumenta la duración del vínculo. Esto ocurre principalmente en mujeres
  3. Fatiga y estrés. Actividades profesionales excesivas. Cuidado de familiares como un recién nacido o la atención de los padres mayores.
  4. Edad y menopausia
  5. Depresión, ansiedad, y tratamiento psiquiátrico como: ISRS, benzodiacepinas, y antipsicóticos.
  6. Problemas ginecológicos: Embarazo y parto. Prolapso de órganos pélvicos e incontinencia. Endometriosis. Miomas uterinos
  7. Trastornos endocrinos: Diabetes, hiperprolactinemia. Obesidad
  8. Dolor crónico: fibromialgia, artritis
  9. Cáncer ginecológico
  10. Medicamentos: ISRS, ni anticonceptivos orales. Alcohol, opioides, nicotina.

Hasta el momento, faltan aún investigaciones sobre la anatomía femenina, los neurotransmisores y el sistema hormonal que intervienen en la respuesta sexual. Así también, se deben desarrollar técnicas quirúrgicas mas conservadoras y menos lesivas para proveer una vivencia sexual más satisfactoria.

El manejo de las disfunciones sexuales exige un abordaje integral y multidisciplinario en donde el pilar es la terapia sexual y por otro lado el empleo de fármacos  y hormonas.

La salud sexual es indispensable para lograr un vida plena y satisfactoria, además el acceso a servicios de salud sexual es un derecho sin embargo no se ofrecen servicios de atención sexológica especializada dentro del sector   de salud público de Guadalajara.

Queda  mucho camino por recorrer, pero hoy a diferencia de ayer tenemos opciones y podemos decidir entre reproducirnos o no vivir solas o acompañadas, tener sexo o no. Entonces ¿Por qué la falta de deseo sexual, sigue siendo la queja más constante de las mujeres?

Si en realidad tuviéramos todo el placer sexual anhelado después de un encuentro con el otro, tarde se nos haría para buscar la siguiente ocasión de compartir nuestro erotismo.

Quizá estamos tan preocupados y preocupadas en ser atractivas, bonitas y deseables o quizá nuestra pareja está concentrado en hacernos alcanzar el orgasmo porque eso le eleva su ego, que en vez de ser un encuentro erótico satisfactorio y apasionado se vuelve una lucha de poder y de control sobre nuestro cuerpo por la apariencia  y un teatro actuado de  la excitación y el orgasmo.

Vale la pena  hacer  un alto y preguntarnos a nosotras mismas ¿Cómo nos sentimos? ¿Qué queremos? ¿Qué necesitamos? Sobre estos aspectos debemos trabajar. Esta es nuestra tarea.

Nuestra verdadera libertada sexual está en CONOCER REALMENTE NUESTROS DESEOS, RESPONSABILIZARNOS DE ELLOS, EXPRESARLOS, sin culpa, sin vergüenza y esto será posible siempre y cuando nos apropiemos de nuestra AUTONOMÍA, SOBERANÍA Y DETERMINACIÓN.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *